El sueño se agiganta

Central sigue agigantando su historia y la del fútbol de Iguazú. Ayer después de remontar tres veces el resultado, terminó ganando a El Timbó por penales con Gonzalo Alvez como heroe. El "Naranja" pasó a cuartos y en enero enfrentará a Mitre.
0
1020

“Que nadie te diga hasta donde podes soñar” dijo un sabio y hoy Central Iguazú baja ese mensaje para el Fútbol de Puerto Iguazú. En una noche histórica en Jardín América eliminó por penales a El Timbo y se metió en cuartos de final de la Región Litoral Norte del Torneo Regional Federal Amateurs.

La noche no arrancó bien porque el local pegó primero: a los seis minutos Nahuel Pettersen abrió el marcador luego de una series de rebote dentro del área. El equipo de Ricardo Morel además del gol, fue mejor en ese arranque del partido sobre todo por el despliegue de Thiago Arteta.

La visita tuvo un lapso de nerviosismo donde padeció de claridad y se sintió superado, pero con la tranquilidad de la pausa de Federico Jara, el equipo se acomodó y emparejó el trámite de juego.

A los 30 el arquero Armado Weiss derribó a Pablo Reis dentro del área y allí fue el 10, Jara para empatar 1 a 1 desde los doce pasos.

Luego del gol recibido el “Verde” volvió a recuperar protagonismo y a tres del final del primer tiempo, Emanuel Reis ganó en las alturas y desniveló el resultado en favor del local.

Central acusó el golpe y quedó confundido inclusive en el arranque del complemento. El Timbó salió a liquidar el partido y lo tuvo en tres chances claras para hacerlo: al minuto del segundo tiempo Emanuel Reis estrelló la pelota en el palo tras un enorme cabezazo;

Lo tuvo Richard Díaz abajo el palo y también Arteta no pudo vencer a Gonzalo Alvez que empezaba a ser figura del partido.

Tras desperdiciar varias ocaciones de gol, Central tuvo su chance de pelota para y lo aprovechó: tras un corner, Alejandro “Pachín” Aquino con una volea puso el 2 a 2 a los 21 minutos. Pero poco le duró la alegría a la visita porque tras un gran desborde de Brayan Reis, Emanuel, su hermano con una anticipación fabulosa anotó un golazo para el 3 a 2 y Timbó se volvía a poner en ventaja a los 28.

Con más voluntad que fútbol y en un partido ya “picado” a esa altura del partido, los de Martín Lescano no se rindieron y tras un infracción de Jose Da Silva sobre Cristian “Piojo” Amado, Mariano Agli pitó penal para ponerle más dramatísmo a noche de Jardín;

Allí fue Marcos Preste, el pibe de los goles imporantes para ejecutar el penal al minuto 90: Weiss se hizo gigante al contener el disparo pero el rebote le quedó al mismo Preste que de cabeza, puso el 3 a 3 final. Quedó tiempo para las expulsiones de Da Silva y de “Piojo” que se perderá la ida de los cuartos.

En la previa de la tanda de los penales, y luego de remontar tres veces el resultado, parecía que la llave no se le podía escapar a Central y así fue porque Gonza Alvez se agigantó de manera descomunal tapando los tres penales iniciales al rival: Bryan, Emanuel y Matias, los tres Reis no pudieron con el 1.

Central convirtió los tres y cerró fácil la serie de penales para lograr el pase histórico a cuartos de final. Gran premio para el “Naranja” que no se rindió nunca ante un rival que juega realmente bien.

Una página más para la historia del fútbol de Puerto Iguazú y Central no se conforma. Ahora, ya en el 2024 tendrá la posibilidad de la épica; en el camino aparece Mitre, el gran favorito al ascenso, primero el 6 de enero en Posadas y la revancha el miércoles 10 en Puerto Iguazú.

Leave a reply

Más Noticias!